Lo veo difícil, pero no imposible

 

Balenciaga verano 2008

 

Como no tengo palabra, ya lo he dicho muchas veces, he vuelto a las andadas y me he empapado de las colecciones de primavera-verano 2008 de la pasarela de París, y es que París, para mí, es irresistible, por mucho que esté Prada en Milán, lo mejor de lo mejor está en París.

Bueno, al grano, que me enredo. El caso es que mirando a través de Vogue (gracias vogue, por acercarnos el futuro) el desfile de Balenciaga, además de sorprenderme (gracias Nicholas, por no fallar) me ha aterrado y hecho dudar a partes iguales.

Como ya he confesado anteriormente ODIO, así, con negrita, mayúsculas y subrayado, las hombreras. Me recuerdan a una época antiquíiiiisimia de mi vida y me dan escalofríos. Pues veo con terror que también Balenciaga se ha empeñado en ellas, cuando creí, que al menos quedaría un poco de cordura en la pasarela y el conato de hombrera, quedaría sólo en una anécdota graciosa del otoño, sin más trancendencia. Y con este terror, llega la duda. Si la colección de otoño de Balenciaga ha sido una de las más copiadas de la temporada, con clones y versiones por doquier, ¿serán capaces de copiar estos modelitos? Porque, sinceramente, entre las hombreras, las botas peep-toe, y la microfalda, me parece que el próximo año, salgo con una bolsa de Zara en la cabeza, que seguro que me favorece mucho más.

¿Llegará a la calle este look?. Se admiten apuestas, aunque no espero que no.

Etiquetas de Technorati: , ,

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: