Intolerancia al vintage

 

SANY0097

Una de las visitas principales en mi lista de Londres era, evidentemente, la de las diferentes tiendas de ropa que pueblan la ciudad. Además de visitar la famosa Oxford St, en la que se encuentran todas las marcas de libre acceso y Bond St, con las marcas de acceso limitado (de mi bolsillo, se entiende), queríamos ver Carnaby St y sobre todos los mercadillos de Camdem y Portobello.

Aunque en Portobello pude ver algunas tiendas de ropa antigua, que, aunque no sea apropiado también llamaré vintage por aquello de acortar (para más información, nada como leer este post de mi querido Sr. Q) lo realmente grande llegaría cuando fuimos a Camdem. Allí la segunda mano y el mal llamado vintage surgen como si de setas en otoño se tratase. Una plaga, vamos.

Y claro, todos los modernos y modernas del lugar, que se pasean para arriba y para abajo por las tiendas de la zona, pues llenan todas las tiendas y compran, por supuesto.

Prometo que yo iba con la mejor intención. Ya había probado en alguna tienda en Madrid y el resultado, si no demasiado exitoso, sí había sido interesante. Además, teniendo en cuenta cómo lucen este tipo de ropa celebrities del mundo y blogueras prestigiosas, yo iba con toda la ilusión de que una prenda antigua hiciera brillar el outfit de turno y que, cuando la gente me preguntara intrigada de dónde había sacado semejante belleza, yo respondiera con mi mejor voz interesante “es vintage”.

SANY0103

La entrada del paraiso vintage

Comencé a entrar en todas las tiendecitas que por allí había y poco a poco mi ilusión se fue trasformando en desazón. Lo primero de todo fue una cuestión sensitiva. Como ya he reconocido cientos de veces, mi olfato tiene vida propia y aunque la mente dice sí, el olfato dice no. Porque, seamos sinceros, mucha publicidad de que todas las prendas están requetelimpias y han pasado por el tinte, pero en la mayoría de las tiendas, olía, cuanto menos, raro. Tú entras en Zara o en Mango, y huele a ropa nueva y a mí me encanta ese olor. Inmediatamente se enciende mi alarma de ¡quiero comprar! y ya no tengo control. Pues en estas tiendecitas vintage, no me ocurrió ni una sola vez.

Luego está la cuestión del orden. Aquellas tiendas eran un completo caos. La ropa estaba apiñadísima y era prácticamente imposible poder echarles un buen vistazo. Partiendo del hecho de que soy una persona que se pierde por las rebajas y los líos, eso no debería echarme para atrás, pero es que, por más que intentaba ver algo, era tal el lío, que al final terminaba desistiendo.

Me llamó la atención la cantidad de zapatos que había. Sé que voy a quedar como una picajosa que le pone peros a todo y por una escrupulosa de tomo y lomo, pero en serio: ¿Zapatos? ¿comprarse unos zapatos viejos, que a saber quién los habrá llevado antes que tú? Había algunos pasables, pero otros tenían un aspecto de vida anterior que me hacía difícil incluso mirarlos.

Luego está el tema de las marcas. Si partimos  de que, salvo prendas muy exclusivas, lo demás no debería llamarse vintage, si abrimos un poco más el margen y dejamos colarse algunas prendas, que bien por su marca o bien por su diseño sí pueden ser algo especial, quedan fuera de allí multitud de prendas, prácticamente la mayoría. Bueno, pues excluyendo una tienda que tenía abrigos y gabardinas de Burberry y en la que encontré un traje de Chanel y un vestido de Christian Dior, el resto eran de risa. ¿En serio puede considerarse vintage un vestido de TopShop? Podéis creerlo o no pero yo lo ví. Pero eso no sería lo más fuerte. Al entrar en una de estas tiendas (la más conocida de todas y no daré nombres) ví que había un par de bolsos de LV a unos precios razonables. ¡Pero es que eran falsos! Además los había visto exactamente iguales en los puestos de enfrente y esos eran nuevos y costaban lo mismo.

Por último, por si quedara algo que pudiera desanimarme más aún estaba el tema del precio. La ropa vintage es cara, eso es lo que yo creo. Es una ropa usada, que ya ha tenido su vida y que en su época, en la mayoría de los casos, era ropa normal, no amparada por ninguna marca. Pues te la cobran a precio de oro. El vestido de Topshop que ví era más caro que los nuevos que había visto en Oxford St.

Salí de allí sin nada en absoluto y con cierta decepción de mí misma. Quizás deba volver a intentarlo en una tienda española pero será dentro de un tiempo…

Y vosotros:

¿Sabéis de vintage? ¿Compráis prendas de segunda mano? ¿Cómo saber qué comprar para que luego se adapte a tu estilo? ¿Sois unos escrupulosos como yo, incapaces de llevaros nada a casa?

Por cierto, recordad que está en marcha un concurso de una camiseta de Stella McCartney y el manifesto de YSL. Todavía tenéis tiempo de participar. Ah, y hay gente que no ha puesto número en el comentario ¿es que no queréis participar? Es respetable, claro…

Anuncios

35 Responses to Intolerancia al vintage

  1. Doublecloth dice:

    A mi el vintage me gusta pero tenemos que reconocer que se está llendo un poco de las manos… si todo es vintage saquén de sus armarios las prendas de hace años y vendánle al mundo que es lo más jeje… creo que es excesivo.

    Un beso

  2. Pati dice:

    La verdad es que sólo he comprado una vez ropa de segunda mano, incluso unos zapatos, y fue en San Francisco, allí estas tiendas están por todas partes y merecen la pena, aunque siempre hay que tener buen ojo…

    Ah, y me gustaría participar en el sorteo de la camiseta. El número escogido es el 368. Gracias! Espero que me toque, porque me encanta!!

  3. thesil dice:

    Yo nunca me he comprado nada vintage, y lo he intentado con la mejor de mis intenciones. Te aseguro que te he entendido a la perfección mientras te leía. El mercadillo de Camdem no te pareció como muy siniestro? no se, serán cosas mías, a mi el envolotorio me dice mucho por eso perfiero el de Portobello. Aunque donde realmente yo arraso es en Oxford St. jajaja

    Tendremos que pedir consejos y direcciones a algunas blogueras que tienen auténticas maravillas vintage.

    un beso

  4. qiwy dice:

    Tengo alguna cosa vintage y sí que me gusta alguna pincelada en el look pero un total vintage lo encuentro excesivo, salvo a Laura Ponte poca gente se puede permitir dicho look.

    un beso ratita

  5. La Ratita Presumida dice:

    Doublecloth: no sabes la cantidad de vintage de zara que tengo yo en los armarios. Creo que montaré una tienda, jaja.
    Pati: yo reconozco que debe haber tiendas interesantes, pero eso de llamar vintage a cualquier cosa no me parece ni medio lógico. Te apunto para el sorteo!
    thesil: uff, la gente me hablaba genial de él, pero tampoco me pareció para tanto. Quitando un par de tiendas de artesanos, lo demás no me gustó nada. Sigo prefiriendo las tiendas nuevas, seré una consumista, pero es así.
    qiwy: claro, un toque puede quedar interesante y hay prendas exquisitas, pero debe ser cuestión de attitude y yo no debo tener de eso.

    ¡Besos para todas y muchas gracias por los comentarios!

  6. hummingbird dice:

    tú lo has dicho ratita, la ropa usada y maloliente no es vintage…. me atengo a tu post y al del sr. Q. y mira que le pongo empeño en encontrar ese 2.55 que medio mundo tiene en versión vintage y no hay manera… tesoro, sí recibí el mail, confío en la paz del hogar para responderte, :). un abrazo gigante y XX!

  7. lo que me saca de quicio es que ahora todo es vintage. no es vintage, es viejo y ya está, jajaj

  8. mirash dice:

    Yo prefiero la ropa de inspiración vintage o vintage propio (o sea, del armario de mis congéneres) que el ajeno. Me gustan las prendas que se ven antiguas, con encajes, colores crudos, materiales y cortes que ya no se usan… Pero lo de comprar ropa de segunda mano que la puedo encontrar nueva en cualquier tienda, eso sí que no.
    Lo que yo veo bastante recomendable de comprar de segunda mano son las chaquetas y los abrigos. Me adjudiqué una de cuero marrón en el Rastro de Madrid por sólo 10€, que me va un poco grande y olía un poco extraño, pero me encanta. Yo también soy una obsesa de los olores, pero por el polo contrario: me gusta el olor a antiguo (siempre y cuando no esté asociado a una falta de higiene, obviamente). Ésta que te digo más que a usado olía a cuando abres el armario de una casa antigua y te viene una ráfaga de papeles, madera, ambientador… No sé, yo es que soy muy especial para esas cosas.
    Y lo del preico totalmente de acuerdo, hay tiendas vintage en Madrid con cosas increíbles, pero para dejarte un ríñón en ellas.
    En fin, pasaré por Londres en junio, e intentaré ver Portobello, ¡ya te contaré mi impresión!

  9. La Ratita Presumida dice:

    humming: sí, yo también me perdería por un 2.55 vintage pero creo que los bolsos son la gran excepción en el vintage. Tengo uno de gucci que es una delicia…
    Miss: jajaja, qué razón tienes, es que el saco se ha abierto demasiado y ahora cabe todo.
    mirash: sí, yo tengo alguna cosa antigua de mi gente a la que tengo mucho aprecio. Sin embargo, el olor es lo que menos me va, pero yo soy muy especial para eso, lo sé. Si te gusta el vintage, te recomiendo una tienda de Carnaby st. Esa sí que tenía cosas chulas.

    ¡Besos para todos y gracias por pasar por aquí!

  10. colette dice:

    Creo que tenías que heber ido por otra zona menos pupular, pero más interesante de Londres donde suele comprar Kate Moss etc…

    En breve voy a enseñar algunas de mis prendas vintage adquiridas por ciudades como Londres, Paris o New York.

    bsts

  11. Mr. Quinqui dice:

    Ratita, porque lo que venden en esa calle no es vintage ni nada, es ropa vieja con veinte años y muy fea, ropa que la gente revende o re lo que sea porque hasta a ellos les da asco verla en su armario. La prostitución de las palabras… oye, gracias por la mención. Y yo no sé los demás pero no puse número a propósito, que disfruten el bolso de YSL otras 😉 Un saludo.

  12. Mer dice:

    Yo si que he comprado muchas cosas…de segunda mano, no tanto vintage, que es mas caro. Pero tengo mis gafas dior, y algún bolsito chanel.

    de segunda mano, voy por e bay…tengo un dr bag divino que me valió nada y está nuevo. lo mismo con un kelly bag. Y no hay que oler ni nada.

    Error, compré un bolso de princesa años 50. Lo ví en casa y no sólo se fué a la basura si no que mi chico casi me hace fumigar el dormitorio 🙂

    todos tenemos nuestras experiencias, pero el rebusque es complicado…para todos! 🙂

    un besazo

  13. Mafa dice:

    Cuando era más joven lo hice alguna vez. No puedo comprar ropa usada, es uns pena, hay gente que está siemrpe muy bien vestida y sin repetir y luego uno descubre que se debe a que van a lo usado.
    ¡Besos!

  14. Gilda dice:

    A mi me pasa como a ti sera que soy muy escrupulosa pero unos zapatos usados no no. Lo del precio es increíble pero si la gente lo compra ¿?

    Kisses

  15. lapau dice:

    te comprendo perfectamente, yo soy muy pero que muy escrupulosa…. y me hubiera pasado lo mismo… en fin que le vamos a hacer si somos asi, imagino que habra gente que no nos entendera, pero yo hubiera actuado igual que tu, me podran llamar pija redomada, pero yo no me pondria ni pantalones ni zapatos que no se de donde han salido… en fin una pena, pero el estilo vintage me encanta.. pero eso si… jajaja, el de zara y demas jajajaja

    Besotes!

  16. Juliet dice:

    GUAPA!
    tengo la misma foto de camden! (la primera)
    jeje es genial eee!:)
    increible londres ee!
    jajajajajajaja

    Un besazo!:)

  17. Yo sí tengo cosas vintage pero no es fácil encontrar algo que merezca la pena y desde luego de cutre nada, que para éso mil veces mejor nuevo.

  18. marta dice:

    yo e entrado en alguna tienda de segunda mano pero poco.. as dixo qe por madrid encontraste algo interesante, donde fuiste? me puedes recomendar donde ir por madrid para buscar esta ropa?

  19. Modamola dice:

    No soy compradora habitual de vintage, pero es porque no conozco ninguna fiable, y menos me fiaría del mercadillo de Camdem. Desde luego que me gustaría poder comprar algo de alguna tienda, pero desde luego, no un vestido de Topshop, sino un Chanel, etc.

  20. Botica Pop dice:

    Qué curioso. abrí el blog y vi la foto y lo primero que pensé fue ¿cuando estuvo en México la ratita? Luego vi las chimeneas y me dija ¡ah, no, donde estuvo fue en Londres!.
    A mi me gusta buscar entre la ropa usada. No hay casi nada que una buena lavada no pueda solucionar. Claro, no voy de usado, pero es que hay piezas. Mi madre dice que hay que saber encontrar la belleza donde nadie más la ha visto.

  21. Sara dice:

    Es que aqui el culto a la ropa de segunda mano es bastante grande y no todas las tiendas de segunda mano se consideran (a sí mismas) vintage!!

    Y a la tienda “famosa” te refieres a Beyond Retro?¿? Porque los vestidos alli generalmente están a 16 libras y te encuentras cosas ideales!!! =S

    Más suerte la proxima vez!!!

  22. chicochuc dice:

    Mira que yo no soy especial con los olores… pues con las tiendas de ropa usada me pasa igual. Tu lo has dicho, huele raro. Y a mi tambien me pone mala que este todo apinyado. Me ofusco y acabo marchandome. Yo lo he intentado un par de veces, pero nunca he sido capaz de comprar nada… Creo que no he nacido para localizar Vintage!
    Besos

  23. LadySumire dice:

    El martes también yo hice un post parecido a este..Es realmente difícil encontrar algo vintage decente y que encima no te timen con el precio.
    En Londres lo único que vi interesante fueron los Chanel Bicolor clásicos por 30 libras y que no compré porque me daba un poco de asquillo jejeje..
    En Berlín si que encontré mi maravillosísimo bolso setentero..pero después de recorrer miles y millones de tiendas.
    Por cierto sabéis de tiendecitas vintage que merezcan la pena en Madrid?

    XX

  24. Amia dice:

    Hola! Jo, que alivio al leer tu post…. Pensé que era la única que empezaba a ver ridículo esto del vintage… La gente se pone cualquier cosa, auténticos espantajos con tal de decir que llevan algo vintage, cuando igual tiene 15 años y es de topshop, jajaja.
    Además me pasa igual que a tí. Cuando entro en esas tiendas lo primero que me hecha para atrás es el olor, las prendas tan apiñadas y el pensar…. ¿donde habrán estado antes? No me suelen gustar al tacto (soy muy de tocar las prendas y, si no me gusta esa primera sensación… malo)
    Y de los zapatos ya, ni hablo. Vamos a esos es que ni me acerco…. no puedo, es superior a mi!!!
    Me quedo con las pequeñas joyitas que he ido encontrando por mi casa. Algún bolso de mi abuela (especialmente dos, uno de cocodrilo y otro de serpiente, maravillososssssss!!!) y de mi madre. Alguna toquilla de ganchillo hecha por mi madre en su juventud, alguna cazadora de ante y de cuero y cosas de ese estilo. Lo encuentro más especial, más personal y una manera de seguir dándole vida a prendas que ya fueron especiales para alguien de mi family antes.
    Me ha encantado el post.
    Un beso

  25. No sera que se esta utilizando mal el termino vintage???

    El momento olores es brutal!! Que horror!!

    Besos
    Bea

  26. VIVI dice:

    No soy yo tampoco muy de vintage, me atrae demsiado lo nuevo, las nuevas tendencias. Tengo ropa mia guardada (solo la buena) para que el dia de mañana mi hija tenga buenos vintage, pero seguro que entonces no se los pondrá.
    besitos
    Vivi

  27. DIDI dice:

    OHH Q MAL,A MI SI ME GUSTA LA ROPA DE SEGUNDAMANO TENGO COSAS INTERESANTISIMAS , PERO QUE SEA MAS CARA QUE LA NUEVA? JAMAS!!!

  28. Shopaholic dice:

    Jajaja me he reido un monton con tu post. Yo si que he descubierto por aqui alguna tienda que si vale la pena, pero hay que rebuscar mucho mucho, porque la mayoria son solo tiendas de segunda mano con un nombre que suena mejor: vintage…

    Un beso!

  29. A mi me pasó exactamente lo mismo en Portobello, me agobié hasta el límite y no compré nada, todo carísimo. El vintage en BCN es algo de mucho éxito, para mi los mejores son Le Swing, el precio es , a veces, elevado pero merece la pena darse un paseíto…
    Te llamo mañana por la noche… ¡qué emoción!
    besos!

  30. Meliuli dice:

    Yo opino igual que tú (casi todas vosotras) del vintage.

    En primer lugar, huele “raro” (por ser finos). Los zapatos… será que soy escrupulosa, pero yo no los puedo ni tocar! Los precios me parecen carísimos, considerando que es ropa vieja.

    Yo debo de pertenecer también al “equipo consumista”, y me gusta el olor a nuevo y esas cosas. Me parece que el concepto vintage es tan amplio, que ya todo vale.

    Viva Carnaby Street y Covent Garden!

  31. Cris dice:

    Hola preciosa!

    Yo la verdad es que ya estaba prevenida y me fui directamente a Brick Lane… Que me encantó como barrio. Y las tiendas de primera mano. Y el mercadillo. Aunque no compré casi nada, sólo camisetas chulísimas, pero nada de vintage! (y mira que yo iba dispuesta…)

    Tenía un par de buenas tiendas localizadas por recomendaciones de amigos pero no fui porque mi pobre chico estaba cansadito y fuimos allí en plan pareja feliz, no en plan “yo compro y tú te aburres” 😉

    kisses darling!

  32. La Ratita Presumida dice:

    Colette: es que era mi primer viaje a Londres y había que ver lo típico. La siguiente vez no iré por esos sitios, seguro.
    Quinqui: es que esto del vintage llega a ser una vergüenza. Y yo así, paso, la verdad.
    Mer: yo también tuve una experiencia traumática con ebay, un bolso y un hedor que me hicieron tirarlo. Y eso que era de Gucci.
    Mafa: a mí precisamente me llamaba la atención porque hay gente que va divina de segunda mano. Pero evidentemente, no es para mí.
    Gilda: claro, es la ley de la oferta y la demanda. Y te aseguro que la gente compraba, aunque a mí me parezca increible.
    Lapau: Yo creo que podría superar mi escrúpulo ante algo realmente bello, pero es que ¡No vi nada ni medianamente bonito!
    Juliet: es que debe ser la típica, típica, jaja.
    Desideria: claro, yo parto del hecho de que sí habrá cosas bonitas, pero está claro que el tema se ha extendido demasiado. Ahora vale todo.
    Marta: ya te digo que yo conozco poco vintage, pero así, a bote pronto recuerdo Lotta (que es muy chula) y Corrachán y Delgado (que tienen ropa de marca). También hay una por Chueca, pero no recuerdo en nombre, la verdad.
    Modamola: es que hay una especie de vintage de calidad, que al menos tiene un pase. Yo me moriría por un kelly o un 2.55 vintage, por ejemplo.
    Botica Pop: sí, si yo también creo que debe haber tesoros, pero te aseguro que allí había bien pocos. Y tranquila, que cuando vaya a Mexico, te avisaré.
    Sara: es que no me acuerdo del nombre, pero la había visto en alguna revista. No era excesivamente cara, pero es que tampoco tenía nada reseñable, la verdad.
    Chicochuc: claro, si yo lo que menos comprendo es precisamente porque hay tantísima ropa junta ¿no tienen almacén como todo el mundo?
    Ladysumire: Yo lo siento, pero con los zapatos no puedo. Es superior a mis fuerzas. En cuanto a las vintage de Madrid, te remito a la respuesta a Marta, aunque yo no soy nada experta.
    Amia: yo es que la ropa familiar sí la considero vintage del bueno, aunque no sean de marca. Tengo yo algunas reliquias….
    porquemelomerezco: claro, ese es el problema, la generalización del término. Pero te aseguro que en la puerta de todas ponía vintage bien claro.
    Vivi: jajaja, eso también lo hago yo. Espero que el día de mañana, agradezca lo que hay en mi armario…
    Didi: es que, que sea más cara que la nueva ya es el colmo!
    Shopaholic: No perderé la esperanza de encontrar ese chollo antiguo que me hará muy feliz. Soy positiva, jaja.
    Lujosa: sí, eso he oído. Tendré que apuntármelo para cuando vaya. Ayss, qué ganas de sábado ya.
    Meliuli: jajaja, tendremos que formar un club anti-viejo!
    Cris: sí, tengo claro que en el próximo viaje cambiaré de ruta, pero claro, al ser el primero, ¿cómo no vas a los mercadillos de Candem y de Portobello? Pero nunca más, eso seguro. Ya me darás nombres para la próxima.

    ¡Besos a todos y mil gracias por pasar por aquí!

  33. Tamara dice:

    Ratita! Ay, pobre, qué chasco lo del vintage… Yo te confesaré, así entre tú y yo, que soy otra de las escrupulosas. Quizás con un traje de tweed Chanel auténtiquisimo me volvería loca pero como tú dices, con un vestido del Topshop usado y caro, pues no, que a este paso nos venden cualquier cosa ya. Me gusta ir a las tiendas vintage, ver cosas diferentes y más frescas quizás que en las tiendas “libre acceso” (me ha encantado esto) pero raras veces suelo comprar. Sólo lo hice en Estocolmo porque allí tienen las tiendas y la ropa “apatenada” y casi te parece que es nueva (y barata) pero por lo demás, tiro de vintage familiar que además de tener historia tiene carga emotiva y esto, no tiene precio! 😉

    Besos guapa!

  34. Gmr dice:

    Tienes toda la razon… lo del vintage a mi tampoco me convence. Solo una vez compré en el famoso “camello” de bcn unos jean y tal.. pero por lo general no me gusta, el olor de las tiendas es raro, y si quieres encontrar algo tienes que ir como en las rebajas: a pasar la tarde buscando el chollo…

  35. CUPLE dice:

    No es tan dificil distinguir un buen par de zapatos…especialmente si tienen el aspecto tan estiloso y elegante como lo tuvieron hace 30, 40 o quizás 75 años.

    Si os interesa el calzado realmente vintage, os recomiendo un libro de Caroline Cox llamado “Vintage Shoes” donde recopila una amplia muestra desde algunos modelos interesantes hasta los más pintorescos zapatos atemporales…fabricados en los últimos 100 años.

    Algunas quizás no lo sepamos pero puede que hayamos heredado de nuestras madres algún par de zapatos con cuña forrada cone rafia o algún modelo con plataforma de corcho y que sin saberlo tengamos una joya “vintage” en casa.

    Felicidades por la interesante reflexión y estoy contigo que “salvo prendas muy exclusivas, lo demás no debería llamarse vintage..”

A %d blogueros les gusta esto: