Perlas de viernes: anillitos varios

Jueves, 11 diciembre 2008

 

¿Quién ha dicho que la industria anillil (no sé si esta palabra existe y si existe esta industria, pero bueno), no se recicla e inventa cosas nuevas día sí día también?

¿Por qué conformarse con una manos aburridas, con unos sencillos anillos de oro, pudiendo tener literalmente de todo en ellas?

Hace un tiempo os mostré éste:

 

anillo desayuno

Que yo llamé anillo desayuno…bueno, pues desde entonces la industria ha dado pasos de gigante y ha seguido creando. Y como mi labor es informar, allá van unas sugerencias:

1. Para el que aún tiene el niño interior pugnando por hacerse exterior, nada más apropido que estos anillos con las orejas de Micky y Minnie Mouse

 

anillos mickey_minnie

No diréis que no son cuquis… Los venden en pack de dos y cuestan 14 libras en Urban Outfitters.

2. Para el que desea tener un animalito doméstico pero no llega a decidirse:

 

anillo pajarillo

 

En un rapto de creatividad creciente en mí, me he permitido llamarle anillo pajarillo, más que nada para que nadie dude que un poeta vive en mí. Se trata de un pájaro dándose un baño, está hecho  en plata, es ajustable y lo venden en hannah zakari por el módico precio de 48 libras. Podrá parecer más o menos bonito, pero jamás en tu vida vas a tener una mascota tan tranquila como ésta.

 

3. Y dando un giro a esta tendencia tan tierna de los dos primeros anillos, vamos a un momento un poco más gore, o al menos, si no gore, sí un poco más escalofriante, al menos para mí.

Se trata del anillo cabeza de bebé

 

anillo cabeza bebe

 

A mí me produce un cierto desconcierto, pero habrá gente que le parezca adorable. Yo lo respeto…

En la página en la que lo venden, que es ésta, dicen que están hechos a mano en Inglaterra y su precio es de 20 libras.

 

Y, por último, una foto, que aunque no es demasiado reciente, sí merece su hueco por derecho propio en La Parada de los monstruos. Es del estreno de la película Mamma Mia, y, aunque no tengo el gusto de conocer a la fotografiada (sólo sé que es la mujer de Colin Firth) este vestido es tan, tan, que se me agotan las palabras:

 

mujer Colin Firth

 

¡Feliz fin de semana!


Creo que estar vez sí puedo decir "De este agua no beberé"

Miércoles, 10 diciembre 2008

Como soy muy voluble, en lo general no suelo afirmar categóricamente nada en mi vida, porque cada vez que digo que no, al final es que sí y me toca tragarme mis palabras una a una  y eso, la verdad, suele resultar de lo más indigesto.

Pero en este caso, creo que puedo decir no sin miedo a equivocarme.

Reconozco que la primera vez que leí uno de esos mensajitos graciosos de las camisetas de Henry Holland, me pareció incluso divertido. Luego, su empeño en ser un diseñador me pareció ligeramente excesivo, pero como hay gustos para todo, supongo que habría gente que estaría entusiasmada con la idea.

Parece que el diseñador vuelve por sus fueros y regresa a su prenda fetiche, la camiseta, con una idea que no sé bien cómo denominar, pero que, en cualquier caso, no me convence en absoluto.

Se trata de unos dibujos de personajes de la industria de la moda…

¡Sin ropa!

¿Quieres llevar a John Galliano o Karl Lagerfeld desnudo sobre tu torso? Si Henry Holland ha acertado tus más oscuros deseos, esta es tu oportunidad:

 

naked_galliano_lagerfeld

 

Por si no fuera suficiente, también habrá camisetas de su amiga Agyness Deyn o de Donatella Versace.

Por si alguien se anima su precio es de 75 libras y estará proximamente a la venta en su página web

Una últma cosa:  ¿no creéis que ha sido especialmente benevolente con ellos? Me da que no tienen tan buen desnudo como Henry nos hace creer.

Y ahora en serio ¿os animarías a llevar a Karly desnudo en una camiseta? ¿habría algún diseñador que os haría caer en la tentación?

Yo creo que, al menos esta vez, será que no…

 

 


Perlas de viernes: para el frío, para el olor y para sonreir

Viernes, 5 diciembre 2008

 

Pues nada, como cada viernes, vamos a reirnos un poco, para empezar el fin de semana, éste tan largo que tenemos por delante, como debe ser.

1. Para el frío: Aunque apenas se utilizan ya, hay algo tierno y nostálgico en las bolsas de agua. A mí me recuerdan a mi niñez. En mi casa teníamos una de color verde y me chiflaba ponérmela en la espalda y notar el calorcito.

Pues hay gente que piensa en todo y que se niega a abandonar este útil complemento, así que le hacen un lavado de cara dispuestos a renovarlo. Para nostálgicos con ganas de entrar en calor, aquí esta la bolsa de agua de leopardo. ¿No es el print de moda, con permiso del tartan (que también era típico para las bolsas de agua)? Pues hala, a calentarse de lo más fashion:

 

              bolsa de agua de leopardo accessorize

 

No es el nuevo jersey de Cavalli, aunque podría, sin duda

Lo venden en accesorize y no me negaréis que queda bien en cualquier rincón, además de que tiene pinta de ser de lo más agradable al tacto. Si lo pones junto al dálmata de porcelana, sentirás que estás en un hogar.

2. Para el olor. En esta época en la que vamos abrigadísimos y con kilos de ropa para soportar el frío, puede pasarnos que entremos en un sitio cerrado y con calefacción y empecemos a sudar. A todos nos gustaría oler a flores en ese momento, pero eso no es posible. ¿O sí?

Según he leído en arrebatadora, los inventores del Fybersense han conseguido que el sudor ya no sea lo que era, sino algo mucho más agradable.

 

                axila desodora1

Estas señoras ya no sufrirán por hacer según que tipo de trabajo

Por lo visto, se inventó por casualidad, porque se buscaba un tratamiento para la obesidad y el colesterol, pero se dieron cuenta de que al sudar, se desprendía un agradable olor a lavanda. ¿No os parece genial? Además, para colmo de maravillas, acaba con el mal aliento. Se comercializa por internet y su inventor Afranio Craveiro habla maravillas de él. ¿Funcionará de veras? ¿Será el inicio de una saga de píldoras de bien-oler? Yo, si siguen así, me pido una que huela a Coco Mademoiselle. Por pedir…

3. Por último, la foto de la semana. No quiero calificarla como Parada de los monstruos, pero me ha parecido tan divertida que no he podido por menos que reservarle su huequito. Podríamos llamarla La felicidad se llama Eva.

 

eva-longoria se lo pasa teta

 

¡Feliz fin de semana!

 


Perlas de viernes: un viaje en el tiempo, un lluvioso cielo azul y una foto dañina

Viernes, 14 noviembre 2008

 

Como cada viernes, aquí os dejo mis perlas, que hoy tienen un puntito de nostalgia.

Un viaje en el tiempo: Supongo que los que tengan menos de ¿veinticinco años? aproximadamente (soy fatal para situar fechas y recuerdos) no habrán vivido esta situación: coges tu cinta de cassette favorita, aquella con todas tus canciones favoritas grabadas y que tanto trabajo te costó que quedarán ahí, todas juntitas, ya que las grabaste una a una, esperando a que la canción terminara para soltar el botón de rec. Bueno, pues la introduces en el reproductor y como tiene un mal día (el reproductor, claro), pues decide enganchar la cinta y toda ella sale despedida. ¿Qué se hacía en estos casos? Pues sacarla con cuidado del reproductor, y con un boli bic, hacer girar la cinta hasta que se quedaba otra vez colocada. Los jóvenes no han vivido esto, pero os aseguro que curte una barbaridad en la vida, porque relativiza la frustración. Hoy en día, con los CD y los MP3 estas cosas ya no ocurren, y fíjate, que con el tiempo, me da nostalgia pensar en ello.

Y precisamente de eso me he acordado cuando he visto este bolsito:

 

bolso cinta cassette

 

Sí, ya sé que es un bolso de lo más tonto, pero me ha hecho recordar muchas cosas y un viaje en el tiempo bien merece un hueco en este post. Cuesta 17.99 libras y lo venden en Betty Joy.

 

Un lluvioso cielo azul. ¿Por qué tenemos la obligación de ver el cielo gris en días lluviosos? Es deprimente, la verdad, por mucho que sepamos que llover es bueno y necesario, que purifica el aire y riega las plantitas que nos dan alimento. Sí, todo precioso pero tener que sacar el paraguas y chocarte con todo el mundo, y casi tener cerrar los ojos para evitar que un despistado te deje tuerto, es un verdadero incordio.

Este paraguas no evita la incomodidad, pero la hace mucho más llevadera. Al menos, al mirar hacia arriba no tendrás que ver un cielo gris:

 

paraguas_moma

 

Cuesta 48 dólares y lo venden en la tienda del Moma (MoMA Store).

La foto-espanto de la semana. Que la inmensa mayoría de los diseñadores no saben vestirse, ya ha quedado suficientemente demostrado a lo largo de los años. Sí, ya sé que hay honrísimas excepciones, como Stefano Pilatti, por ejemplo, pero hay otros que, porque los admiramos y respetamos, pero dan gana de gritarles “¿Pero tú te has visto?¿Cómo podemos fiarnos de tu criterio al diseñar si no sabes que ponerte cuando te levantas?” (a muchos aunque se lo gritáramos les parecería estupendo, porque no nos iban a entender, pero nos quedaríamos la mar de relajados).

Como todos tenemos un diseñador de este tipo en mente, pues me voy a ahorrar nombres, que hoy me he levantado educada y no quiero herir a nadie (todos los diseñadores de prestigio leen este blog, y comprenderéis que no los quiero ofender).

La última muestra de este dudoso gusto de los diseñadores es la aparición de Pamela Skaist-Levy y Gela Nash-Taylor, que para los que no lo sepan (yo hasta que no vi la foto tampoco lo sabía, no me las voy a dar de superlista) son las fundadoras de Juicy Couture, que, con motivo de la presentación de su nueva tienda en la Quinta Avenida, se presentaron así de monas:

 

815523az

 

Como no tengo palabras para describirlo, pues me callo, que hoy me he levantado pacífica.

¡Feliz fin de semana!


Enésimo post sobre la vuelta de los ochenta

Martes, 14 octubre 2008

 

Sí, ya sé que me repito más que el ajo, que soy más pesada que un tanque en un párpado. Lo sé. Pero será que en el fondo de mi corazoncito me negaba a reconocer lo que es una evidencia. Esto no es revival, no es adaptación, esto es empeño en instalarnos en la década más hortera del pasado siglo. Y esto es tan evidente como que la Facchinetti está a la cola del paro (lo cual me parece de lo más injusto, aprovecho para decirlo y me quedo más ancha que pancha) o que Marc Jacobs debe ser descendiente de los escoceses porque en la vida había visto un tío más feliz con falda en toda mi vida (y, aunque me quede en franca minoría, debo decir que me encanta cómo le sienta).

¿Y a cuento de qué me da ahora por repetir lo de que los ochenta están aquí, yo que he negado la evidencia más veces que Pedro a Cristo (qué de colegio de curas me ha salido esto, ¿no?)?

Pues a que a los felices regresos de hombreras, baggy pants, colores fluor, y demás lindezas estilísticas, ahora hay que añadirle el regreso de un icono de la época: Grace Jones.

Para los no iniciados, os contaré que se trata de la tía más excesiva de la década más excesiva. O se la amaba o se la odiaba, o las dos cosas dependiendo del momento. Era ésta:

 

Grace Jones 1

 

Cantaba, actuaba, desfilaba, pero nunca dejaba atrás su papel de tía arrolladora. Debo confesar a que a mí, particularmente, no me entusiasmaba, es más, no me gustaba un pelo. Pero claro, yo era mucho más joven (un bebé, casi) y era tan radical como Grace. Y lo que no me gustaba, directamente lo odiaba.

¿Y a qué viene esta perorata sobre la Jones? Pues a que el pasado jueves, paseando por todos los blogs y webs sobre moda que suelo visitar, me la encontré, no una, sino dos veces seguidas y por dos noticias totalmente distintas. En ese momento caí del caballo como San Pablo (nuevamente colegio de curas), ví la luz y me dije:

“nena, no te empeñes, si Grace Jones vuelve a ser noticia, los ochenta han regresado sin remedio”

 

Prueba número 1. Portada de Dazed & Confused, modernidad de las modernidades. Si se sale en portada, es que estás ahí.

 

grace jones 2

Portada

Grace Jones 3

Imagen interior

 

Sé que no se le ve un pimiento la cara y que pudiera ser Grace Jones u otro cualquiera, pero si ellos dicen que es, pues yo me lo creo y conociendo a esta tía de tanto tiempo, aseguro que sí es.

 

Prueba número 2. Fiesta de la revista Q. En la que apareció tal que así:

 

Grace Jones 4 Q party

En plan, antes muerta que sencilla, o me pongo lo primero que encuentro en el armario

 

Si Grace Jones comienza a copar portadas y ser la invitada de honor de todo tipo de saraos, no me queda otra que la resignación.

Me voy al armario a ver si encuentro un buen par de hombreras, porque esto ya no tiene vuelta atrás…


Perlas de viernes: dos bolsos, un premio y un futurible

Viernes, 19 septiembre 2008

 

Ya estamos a viernes, y como todos los viernes, el cuerpo pide cosas sencillitas y nada de complicaciones. Así pues, ahí van algunas de las “joyas” encontradas en la red.

1. Bolso “gremlin”: ¿recordáis a las gremlins, esos monstruos dulces y divertidos que tenían libro de instrucciones y que si no seguías, las consecuencias serían terribles? Pues parece que no soy la única que los recuerda con nostalgia a juzgar por el siguiente diseño:

 

gizmobag1

 

¿Aceptamos el parecido razonable? Yo creo que sí.

Por si hay alguien interesado en adquirir el producto, ahora está en rebajas de $450 a $225 en Vivre. Eso sí, hay que advertir que el producto no se podrá devolver (qué listos) así que habrá que tener cuidado con mojarlo o meter comida dentro si salimos de noche, no vaya a ser que se nos transforme.

2. Mochila sin mochila: Personalmente, prefiero mil veces un bolso a una mochila. No las encuentro útiles, ya que el “acceso” al interior es mucho más incómodo para una persona como yo, que anda constantemente sacando y metiendo cosas en el bolso. Aún así, respeto los gustos de cada cual, por supuesto. Otra cosa distinta es que, ciertos diseños me chirríen. Es el caso de esta mochila:

 

marccanvas

El concepto (quizás obsoleto, ya digo que no las utilizo nunca) que tengo de lo que debe ser una mochila es de un gran habitáculo al que posteriormente se le añaden pequeños bolsillos para guardar artículos más pequeños y facilitar el acceso ¿No parece que en esta falta algo?¿Que hay del gran habitáculo? ¿O es que, todo lo que puedes llevar en ella ha de ser obligatoriamente pequeño?

Se trata de un diseño de Marc Jacobs y la verdad es que desconozco el precio, pero si hay alguien realmente interesado, podría averiguarlo (por favor, que no lo haya…)

3. Un cotilleo: Se dice, se comenta, que Candace Bushnell, la autora de Sexo en Nueva York se ha encerrado en su casa para volver a escribir. Esto no es nada extraño, porque obviamente, se gana la vida (estupendamente, todo hay que decirlo), escribiendo.

Lo interesante de todo esto es que se dice que va a retomar nuevamente el personaje que más fama le ha reportado. Pero esta vez, se trataría de contarnos la vida adolescente de Carrie Bradshaw y sus vivencias en el instituto. El primero de los libros (dos en principio) se publicaría en 2010. ¿Será verdad? Yo, al menos, espero que sí.

carrie bradshaw

Su imagen tampoco distaría demasiado de ésta.

4. Un premio: ¡Estoy tan feliz de recibir nuevamente un premio! Esta vez, proviene de las divertidísimas Supernenas Chic

 

premio supernenas 

Parece ser que es de obligado cumplimento el entregar el premio a otras cinco personas. Esto me cuesta siempre, porque me gustaría entregarlo a todos los que me comentan cada día, cada post, porque en este blog, lo más importante son los comentarios. Pero también sé que hay algunas personas de las que comentan, a las que los premios les parecen algo secundario, y yo lo respeto. Nombraré cinco blogs, pero que conste que, aquellos que estáis aquí siempre, estáis premiados, sinceramente.

  • 1. A Thesil, por supuesto, por todo y porque ya está descontando días…
  • 2. A Bea, porque todo lo que hace es bonito, y porque me alegro mucho de cómo le van las cosas.
  • 3. A Mireia, porque está viviendo la mejor época de su vida y eso también merece premio.
  • 4. A Mirash, porque ella me entregó uno hace poco y porque tiene un blog muy interesante.
  • 5. A Namy, porque, en momentos como éste, todo el mimo es poco.

A los demás, aunque no os nombre, sabed que estáis también premiados. Porque, en serio, agradezco mucho que estéis ahí (vaya, parece que estoy ñoña de viernes….)

¡Buen fin de semana!


Perlas de viernes

Viernes, 29 agosto 2008

 

¡Hay que ver las cosas que una se encuentra cuando navega! Dudaba seriamente entre dedicarles un post a una serie de joyas del diseño  que he encontrado en la red o ahorrar el sufrimiento de aquellos que se dispusieran a leer este blog en el día de hoy.

Dado que el nivel del post anterior no había llegado demasiado lejos, me daba la sensación de que con éste me iba a enlozar de todas, todas, pero aún así,  como es viernes, como estoy harta de ver colecciones de otoño que no me puedo poner porque ahora mismo en la calle el calor es inhumano,  y como, qué demonios, me apetecía echar una risas, ahí van mis perlas de viernes:

1. Top-sujetador que se ilumina en la oscuridad. Con este prenda, ya quedan claras las altas cotas a las que llegará esta entrada. La casa francesa Lumigram lo ha diseñado para discotecas, fiestas. Tiene una autonomía de 12 horas y puedes encenderlo y apagarlo a tu antojo.

 

Lumigram-LumiTop-Bras

 

¿Verdaderamente hay alguien capaz de vestir algo así?¿Quizás en algún lugar de costa de estos llenos de guiris que no ven por donde andan? Ya me veo a las vendedoras ambulantes de las discotecas ofreciendo los sujetadores junto con las rosas y los muñequitos… Útil también para novias despistadas con novios no celosos…

 

2. Anillo-desayuno inglés:  Diseñado por Hannah Zakari, cuesta 26 libras y sólo con mirarlo ya engorda:

 

anillo desayuno

 

¿Quién desea un anillo así? ¿Funcionaría, quizás como anillo de pedida de una camarera de restaurante de hotel con novio de lo más gracioso?

 

3. Mochila “El ciervo a la espalda”: Los diseñadores reconocidos internacionalmente también pueden formar parte de estas perlas de viernes, ya que son humanos, como todos nosotros, y también cometen errores. Mochila diseñada por Stella McCartney para Le SportSac.

 

stellamccartney_lesportsac_mochila

 

Más allá de lo estético del producto, sólo puedo preguntarme por su utilidad, porque sí, tiene muchos cuernos, pero poco fondo y no sé qué pude caber ahí.

 

Después de mostrar algo así, sé que no puedo pretender hacer de este blog un escaparate serio sobre moda, más que nada, porque esto no es moda, sino otra cosa que no alcanzo a definir, pero es viernes, estoy cansada y sólo quiero reir. Ya me volveré profunda el lunes (o no, no sé).

¡Feliz viernes!