¿Es un poco demasiado caro?

Jueves, 7 mayo 2009

 

Ando un poco mosqueada con la colección veraniega de Matthew Williamson para H&M. Como ya sabéis todos, ya ha habido una primera colección cápsula que, como suele ser habitual en este tipo de colecciones, es algo más cara que lo que suelen ser los precios habituales de la tienda, pero tiene el aliciente de ser una colección bastante exclusiva que sólo está disponible en unos pocos establecimientos y con un número de prendas bastante limitado.

Pero la colección de verano iba a ser algo más generalista ya que se iba a vender en muchas más tiendas (en el de mi barrio no llegará, es lo que tiene ser de las afueras…) Pero, pese a esto, los precios me han parecido bastante excesivos.

Os pongo algunos ejemplos:

 

Top 59.90 euros:

coleccion matthew williamson HM verano 3

 

Túnica 79.90 euros:

coleccion matthew williamson HM verano 4

 

Blusa de seda 79.90 euros:

coleccion matthew williamson HM verano 5

 

Vestido 69.90 euros (mi preferido):

coleccion matthew williamson HM verano 8

 

Bolso, 79.90 euros (¿En serio ese bolso vale casi ochenta euros? Parece sólo de lona, si nada especial…):

coleccion matthew williamson HM verano 6

 

Y la madre de toda la colección, que me parece una carestía de vida. Vestido de seda, 299 euros

coleccion matthew williamson HM verano 2

 

Estaba convencida de ir a por el vestido de setenta euros. Llevo enamorada de él desde que lo ví por primera vez, pero me da dolor de corazón pagar ese dinero por algo así, que no deja de ser un vestido como muchos otros que hay en esta época en casi todas las tiendas.

Así que os pregunto directamente a vosotros:

¿No os parece demasiado estos precios?

¿Se animará la gente, que en su mayoría desconocen a este diseñador (y aún conociéndolo), a pagar ese precio por esas prendas? No hay que olvidar que es un H&M.

Y conjeturemos…

Teniendo en cuenta las alturas de la temporada, ¿Cuántas prendas llegarán a las rebajas?

No quiero ser agorera, pero la colección de Madonna, bastante más económica que ésta y con un trato similar, llegó a estar al cincuenta por ciento de su precio. ¿Ocurrirá con ésta algo similar?

Eso sí, una buena noticia para los chicos, la colección masculina me ha parecido bastante más económica. Y me gusta especialmente esta camiseta, que sólo cuesta 19.90 euros.

coleccion matthew williamson HM verano 9

 

¿Será que me pilla un poco tacaña?

También puede ser…


Colecciones especiales de H&M ¿Caro o barato?

Miércoles, 22 abril 2009

 

HM mathew williamson

Durante estos días he leído muchos posts referidos a la nueva colección lanzada por H&M de las llamadas “de diseñador”. Y me ha dado por pensar…

La idea no puede ser más inteligente: un diseñador de prestigio diseña una serie de piezas que sólo se venderán en tiendas “seleccionadas”.  La campaña de marketing se inicia varios meses antes con rumores sobre quién será el diseñador, la revelación de éste, pequeñas pinceladas de la colección que, ya picados por el gusanillo de la curiosidad devoramos sin freno, presentación oficial, varias celebrities se pasean con el vestido fetiche y los fashionistas de medio mundo llegaremos a tener tantas ganas de tener algo de la colección que haremos locuras como esperar horas a la cola de las tiendas seleccionadas. La colección está vendida antes incluso de ponerse a la venta, lo que supone una excelente inversión para la marca y también una enorme publicidad para el diseñador ya que sus prendas se democratizan llegando a lugares donde nunca pensó que llegarían y creando futuras fans de sus diseños.

Todos ganan ¿o no?

Porque se supone que esta colección “capsula” será mucho más económica que una pieza salida del taller del diseñador, con lo que el consumidor medio puede tener “algo de diseñador” sin tener que arruinarse.

Aunque ya he contado mil veces mi experiencia con estas colecciones, no está de más recordarlo. He ido a comprar las colecciones de Stella McCartnety, Viktor & Rolf y Roberto Cavalli.

La de Stella McCartney me pilló prácticamente por sorpresa, de esto de “pasaba por aquí” y me hice con un top y una bufanda. Los he usado muchísimo y aún siguen en mi armario dándome un gran uso.

En la colección de Viktor & Rolf  sí hubo más guerra, pero aún así, siguió siendo algo relativamente tranquilo. Compré una falda, una camiseta y un vestido. La camiseta y el vestido sí los he utilizado. La falda aún está sin estrenar.

Con la colección de Cavalli se desató la locura. Había gente desde las ocho de la mañana y al abrir las puertas hubo una especie de histerismo colectivo del que no sé muy bien cómo salí viva. Viva y con media colección, todo hay que decirlo. No digo todo lo que compré porque sería más rápido decir lo que no compré.

RCavalli H&M Con Cavalli llegó la locura ¡Y yo estuve allí!

De toda esta experiencia no sé si saco la sensación de que mereció la pena o de que no lo hizo en absoluto. Lo que sí sé es que en estos casos, la adrenalina juega malas pasadas y cuando llegas allí y lo ves todo, ves a la gente acaparando cualquier cosa con tal de llevarse algo, te dejas tú también llevar y te vas a casa con muchas más cosas de las que tenías pensadas en un primer momento.

En cuanto al tema de barato o caro, pues es bastante relativo y para muestra, un botón. En la colección de Cavalli compré un pantalón negro pitillo. Me costó 59 euros y aunque me quedaba un poco grande me lo he puesto bastante. Eso sí, aunque el corte sea de Cavalli, la calidad es de H&M, con lo que el tinte del pantalón desteñía y las primeras veces terminé con las piernas negras tras ponérmelos. Ahora, dos años después, me he comprado en yoox, en las sample sales (de las que hablaré otro día porque merecen un post por sí mismas) un pantalón de Roberto Cavalli por prácticamente el mismo precio. El corte y la tela no tienen nada que ver con los de H&M, la verdad.

¿Merece entonces la pena este tipo de colección? Para mí, este año al menos, no. Sé que si fuera (no puedo por razones personales, así que ni siquiera me lo planteo) terminaría comprando más de lo que quiero y frustrada porque lo que busco ni siquiera está allí (que ya pasó en la de Cavalli, que no la trajeron completa).

Además, el hecho de que presente una segunda colección en todos los H&M me hace desistir totalmente de la guerra. Iré el día 14 de Mayo al H&M de mi barrio, que estoy segura de que estará vacío y me probaré tranquilamente todo lo que quiera. Supongo que esta segunda colección funcionará como ya lo hizo la de Madonna. Al comprar ésta, recibí un trato exquisito por parte de las dependientas que habían puesto ad hoc para cuidar de la colección. Me sentí como en una boutique, nada que ver con las colecciones de diseñador, en la que me sentí como ganado (porque, todo hay que decirlo, te tratan fatal).

HM matthew williamson

Mejor yo me espero a ésta… 

Y vosotros:

¿Qué opináis de este tipo de colecciones? ¿Verdaderamente merecen la pena?

¿Tenéis la cabeza fría u os dejáis llevar por la emoción del momento?

¿Iréis a la primera colección o esperaréis a la segunda?

Estoy impaciente por ver los posts de las chicas guerreras….

 


Cosas para sonreir

Lunes, 6 abril 2009

1. Que la fecha de estreno de Sexo En Nueva York, la secuela ya esté fijada. En concreto el 28 de Mayo de 2010. Se rodará en Londres y, sí ya sé que queda una eternidad, pero sólo saber que finalmente volveré a verlas en acción, me hace feliz.

 

Sex_and_the_city_movie

 

2. Que con un poco de estilo, hasta la ropa económica puede ser elegante. Imágenes como la de Kate Moss en Nueva York, en la apertura de la nueva tienda de Topshop, en la que se codeó con lo más granado de la Gran Manzana, todas ellas con vestidos carísimos y Kate, más bonita que ninguna con sus vestidillos de Topshop, o de Michelle Obama con un vestido de H&M de no más de treinta euros, me hacen ver que la moda está ahora más al alcance de cualquiera y comprobar, una vez más, que el estilo no es cuestión de ceros en la cuenta, sino echarle un poco de imaginación.

 

kate moss en NY

¡El primero y el tercero me encantan!

 

             michelleobamahm

¡Yo juraría que este vestido lo he visto!

3. Que por fin, este sábado, he podido tener una buena sesión de cine. Llevo un retraso imperdonable en lo que a películas de estreno se refiere, así que soy feliz viendo Slumdog Millonaire, que por otro lado, es una de las mejores películas que he visto en mucho tiempo. Te deja una sonrisa en la cara, lo que parece imposible con la temática que maneja. Eso sí, no es apta para aquellos que, como yo, son de mente débil y cualquier canción pegadiza se les engancha y ya no pueden dejar de tararear. La canción de la última escena es mortal. Aún hoy sigo con ella.

 

slumdog millionaire

 

4. Que he hecho una limpieza profunda en mi armario. Creo que ya lo he dicho alguna vez, pero me encanta colocar mi armario (un día le voy a dedicar un post a todo mi proceso, aún a riesgo de quedar totalmente de atar). Sacar la ropa, colocarla, volverla a poner en el armario… y tirar todo lo que no me gusta o llevo un siglo sin ponerme. Por fin el sábado me compré los vaqueros, de Hugo Boss, y también cayeron otros negros de Zadig & Voltaire y un vestido de Pepe Jeans. Todo en Las Rozas Village (por cierto, lo del descuento de diez euros por tus viejos vaqueros fue el mayor timo al que me han sometido en años, finalmente no valía para casi ningún modelo. Una estafa total).

El caso es que, tras ordenar y colocar las cosas nuevas, he llegado a la conclusión de que, hasta que no llegue el verano no me voy a comprar nada más. Espero cumplir mi palabra hasta las rebajas de Julio, con la salvedad de la colección de Mathew Williamson para H&M, en la que seguro que caeré. Y no me refiero a la primera colección, ésa de la que ya he visto precios escandalosos y por la que no pienso ni acercarme, sino la segunda, la de las masas. Claro que tengo que ver yo con estos ojitos que se tiene que tragar la tierra que en el cutre H&M de mi barrio traen esa colección. Y lo dudo bastante.

       hm-matthew-williamson

Me muero por este conjunto pero va a ser que no

5. Me tomo las vacaciones de Semana Santa. No, no me voy a ningún sitio, qué más quisiera yo, pero voy a intentar hacer cosas que tengo aparcadas desde hace tiempo, como leer el libro que empecé y no he continuado, escribir más que nunca, pasear… y sobre todo, relajarme. Partiendo del hecho de que yo nunca me relajo, espero conseguirlo aunque sea un poco.

¡Feliz semana!

Fotos: Trendencias, Compradicción, Fabsugar, Chillpilgrim


Me cuesta el enero

Jueves, 8 enero 2009

No, no voy a hablar de crisis. No sabría ni aunque quisiera, porque la verdad es que me pierdo entre tanta cifra macro-económica y tanto índice bursátil. Mi cuesta está siento más psicológica que física, y es que me está costando horrores volver tras una pausa tan larga.

Y es que enero es ese mes raro, que está en temas de moda como en un lugar incierto, entre las novedades que están a punto de llegar y el invierno, que aún pega en la calle, pero sobre el que hay poco que añadir.

¿Y qué hay interesante en ese punto intermedio? Pues evidentemente, las rebajas. Este año, me propuse no llenar mi armario de prendas innecesarias, por mucho descuento que tuvieran y mucho que me chillaran desde su percha (sí, a mí las prendas no me llaman, me chillan directamente, que son muy suyas ellas). Y he seguido, como la niña buena que soy, unos dictados claros a la hora de ir a las rebajas.

Primero, la lista. Yo soy muy de listas, las hago para todo, así que ésta llevaba escribiéndola desde diciembre. No tenía pendiente ninguna gran inversión, ésas dignas de esperar a rebajas para comprar. Ya me había comprado un buen bolso, unos buenos zapatos, un buen abrigo….trapos también tengo miles, así que eso estaba más que descartado. Así pues, he decidido entrar hacia dos frentes: ropa de estar por casa e interior, por un lado, y básicos, por otro.

Para la ropa de estar en casa estuve en Andrés Sardá  y la Perla(en el outlet de las Rozas Village), en Woman´s Secrets, en Etam y en Oysho. Al final, ningún ganador y premio repartido. Una cosilla en cada sitio, pero he quedado la mar de satisfecha en este apartado. Al menos, puedo pasar delante de los espejos de casa sin tener que acelerar el paso y me veo la mar de mona. Si alguien tiene que hacer acopio de este tipo de complementos, os recomiendo encarecidamente ir a Las Rozas Village (sé que parece que tengo comisión en este sitio, y todavía no, desgraciadamente, aunque desde aquí lanzo un llamamiento). Comprar un conjunto de ropa interior o un camisón por 24 euros de La Perla creo que es una ocasión que no hay que descartar.

            la perla1

Este tipo de prendas estaba algo más cara, pero no digáis que no merece a pena…

El tema básicos siempre me presenta el mismo dilema: ¿bueno o barato? Creo que comprar una camisa blanca muy buena es una pérdida relativa de dinero. Nunca va a durarte años, se estropeará y te arrepentirás del dineral gastado. Si es demasiado barata, también se va a notar a la hora de ponértela. Así que, como en todo, bienvenido sea el punto intermedio.

Confieso que este tema aún lo tengo pendiente. Sólo he encontrado una minifalda vaquera de Pepe Jeans, que es la mar de mona, muy corta, sienta como un guante y me ha costado muy barata. En vaqueros me niego a racanear dinero. Sé que parece que todas las telas vaqueras son iguales, y puede que sea cosa mía, pero a mí los vaqueros baratos se me caen, me hacen bolsas raras y terminan en la bolsa de la basura. El pasado año, me compré unos de Blanco, que aparentemente eran monísimos y que tiré a las dos veces de habérmelos puesto. Sí, sólo fueron diez euros, pero tirar diez euros no me gusta nada, la verdad.

 

                mini vaquera

 

Ahora tengo pendiente una chaqueta de punto negra. Me fastidia gastar demasiado, pero sé que, si sucumbo a la baratura demasiado barata, terminaré tirándola a los seis meses porque se llenará de pelotillas. Seguiré mirando.

El tercer apartado es el de los caprichos. Es el peor para mí, porque ya he confesado infinidad de veces que soy muy caprichosa y termino gastándome el presupuesto en el capricho en vez de en lo necesario. Aún así, ya tengo en mi poder un par de cosillas.

Capricho número 1:  Camiseta de David Bowie, que D&G han sacado en su colección de otoño-invierno y que H&M también, con esta imagen:

 

david bowie

 

No lo considero clon porque en un capítulo de SATC de hace la pera también la sacaba Carrie, con lo que la idea no ha sido ni de unos ni de otros. La mía, evidentemente, es la de H&M (la de D&G la tiene Mireia, y le queda monísima). Estaba al 50%, así que fue un capricho bastante barato.

Capricho número 2:

DSC01978

Lo ví y me encantó. Es una zapatilla, aunque no lo parezca a simple vista. Lo colgaré de bolsos para dar otro aire.

También he tenido un regalo de cumpleaños adelantado, pero de ése hablaré otro día.

 

P.D. No tiene nada que ver con el resto del post, pero no he podido evitar hacerle un huequito a una noticia que me tiene muy emocionada.

¡Por fin sí habrá segunda parte de la película Sexo en Nueva York!

La noticia ha sido confirmada con FoxNews, todas las actrices han firmado ya sus contratos, están muy satisfechas y el rodaje empezará en verano.

¡Qué bien!

Bienvenido el nuevo año!!!